Moldeo por inyección
Moldeo por inyección en la industria de plásticos

Soportar las cargas extremas del moldeo por inyección

Durante el moldeo por inyección los sensores deben soportar cargas enormes y, si fallan prematuramente, la parada puede provocar elevados costes. Todos los sensores y sistemas de medición de desplazamiento, los sensores para alta presión, los sensores capacitivos termorresistentes y los sensores de presión de Balluff son de alta calidad y garantizan la continuidad en el moldeo por inyección. Los sensores Balluff son optimizados continuamente en nuestro propio laboratorio acreditado mediante pruebas de vida útil altamente aceleradas (HALT). Así, desde la fase de desarrollo, exponemos a nuestros productos a cargas extremas para poder eliminar posibles puntos débiles. Esta tecnología alcazada, resistente y de absoluta precisión que incorporan nuestros sensores, ayuda a mantener la disponibilidad máxima de las instalaciones. Su precisión le permite producciones de la más alta calidad.

Ejemplos de aplicación

Comprobar el movimiento de cierre
Controlar grupo de cierre por inyección
Medir la fuerza de cierre
Inspeccionar posiciones finales
Controlar la presión
Comprobar el llenado de moldes