Industria metalúrgica y del acero > Laminación en frío y acabado de superficies
Máxima precisión para el acabado

Máxima precisión para el acabado

Antes de que el acero abandone la planta, necesita pasar por el proceso de acabado más completo, a fin de prepararlo para sus aplicaciones futuras: esto implica laminarlo para transformarlo en chapa, alambre o rieles, y realizar el acabado de la superficie. Incluso los defectos más leves son irreversibles, y serán evidentes posteriormente en el producto. La calidad del acabado es, por lo tanto, esencial para tener éxito en el mercado.

Para la laminación en frío y el tratamiento de la superficie, Balluff proporciona alta precisión: productos de calidad para el mejor rendimiento incluso en la recta final de producción, es decir, en el rodillo loco, el bobinador, el sistema de recubrimiento o el control de calidad.

Ejemplos de aplicación

Corrija la posición del rollo en el bobinador y en el desbobinador
Medición de presión durante el acabado de la superficie
Alimentación de láminas para la bobina
Control de calidad en el sistema de acabado