Visión general de la empresa > Nuestra responsabilidad
Responsabilidad de Balluff

Nuestra protección del medio ambiente: Actuamos de modo integral y sostenible.

La empresa Balluff tiene una actitud responsable. Nuestro lema es: Pensamos y actuamos hoy para mañana. Esto lo aplicamos desde el centro de producción más grande hasta la filial comercial más pequeña.

Para Balluff la protección del medio ambiente es de prioridad máxima: El respaldo de nuestra gerencia es una condición importante para la gestión medioambiental integral de la empresa. Integral porque estamos orientamos de forma muy consciente hacia las necesidades de todas las personas implicadas, como clientes, empleados, ciudades y municipios.

 

El trato respetuoso con el medio ambiente y trabajar conservando los recursos naturales es nuestro día a día. Controlamos constantemente nuestros logros medioambientales, determinamos el potencial de mejora y deducimos las medidas relevantes. En Balluff adquirimos y aprovechamos los recursos de modo eficiente; tanto el consumo de energía y de agua como las emisiones medioambientales de las empresas se analizan periódicamente para reducirlas al mínimo. Por supuesto, cumplimos todas las prescripciones y exigencias en materia de derecho medioambiental e incluso definimos objetivos más estrictos durante su realización.

 

En este sentido, perfeccionamos continuamente, por ejemplo, la tecnología de edificios en nuestras plantas: En nuestra sede de Brasil se ha cambiado el aire acondicionado en la zona de producción por una nueva instalación más eficiente y gracias a diferentes soluciones de climatización para locales concretos conseguimos también ahorrar energía. Gracias a la optimización del aire acondicionado, la adaptación de la tecnología de calefacción, un control inteligente de la tecnología de edificios, así como el cambio a la iluminación por LED en nuestros emplazamientos en Neuhausen, Veszprém y Chengdu, hemos podido reducir considerablemente el consumo de energía. Nuestro nuevo edificio en Chengdu se ilumina completamente mediante la técnica por LED. Aprovechamos las energías regenerativas para reducir nuestras emisiones de CO2: En Neuhausen se ha realizado una instalación fotovoltaica y en Veszprém una instalación solar térmica.

 

Entre nuestras plantas de Neuhausen y Chengdu utilizamos embalajes retornables, reutilizamos los materiales de embalaje recibidos, así como los embalajes no retornables y, en caso necesario, incluso optimizamos los tamaños del embalaje de cartón. De este modo, evitamos derrochar material de relleno y contribuimos a conservar los recursos.

 

También creamos permanentemente nuevas soluciones para una movilidad ecológica: En 2015 en Neuhausen se ha instalado una instalación de carga y algunos empleados comparten coche por iniciativa propia. A nuestros empleados en las plantas de Veszprém y Chengdu les facilitamos un autobús lanzadera. Además promovemos directamente el comportamiento ecológico de nuestro personal: Los empleados con vehículos de empresa en régimen de renting con emisiones inferiores a los 120 gramos de CO2 por kilómetro se benefician de una mayor subvención en su cuota de renting. Organizamos cada vez más videoconferencias para reuniones internas con el fin de reducir el número de desplazamientos.

 

Para un comportamiento integral en materia de protección del medio ambiente y de salud en la empresa, sensibilizamos y motivamos a nuestros empleados periódicamente e intentamos sacar provecho de sus sugerencias dentro de la gestión de ideas. De este modo, cada empleado asume su responsabilidad con respecto al medio ambiente y se compromete a protegerlo. La mayor parte de los empleados de Balluff trabaja ya en una sede con sistema de gestión medioambiental certificado según ISO 14001. Trabajamos para crecer en este sentido día a día. Independientemente de si los emplazamientos están certificados o no, cada año se comprometen a marcarse sus propios objetivos medioambientales porque nuestra política medioambiental aún tiene muchos objetivos ambiciosos: El enfoque de Balluff es implantar como constante la sostenibilidad ecológica en todo el mundo. En este sentido, contemplamos también el ciclo de vida completo de nuestros productos desde su desarrollo hasta la eliminación, siempre teniendo en consideración aspectos ecológicos.

 

Muchos de nuestros sensores también trabajan sirviendo al medio ambiente: Muchos de nuestros productos se utilizan en el sector de las energías renovables donde contribuyen a incrementar la eficiencia o a mejorar la seguridad de la instalación. Gracias a que la vida útil de nuestros productos es especialmente larga, ayudamos a nuestros clientes a tener una economía especialmente respetuosa con los recursos.